Descripción del Producto

Durante mucho tiempo se ha asimilado a delito lo que se venía considerando «literatura falsa», de modo que términos como plagio, falsificación, fraude y otros tienen principalmente una acepción legal, muy comprensible en tanto las falsificaciones literarias han podido servir para legitimar derechos sobre tierras, propiedades o cobros de impuestos. Las genealogías, las historias de las ciudades o las de iglesias locales abundan en este tipo de falsa literatura dirigida a asegurar un orden político, económico o de poder. Con todo, en la actualidad estas prácticas literarias se consideran de un modo más desinhibido, nada o apenas punitivo, cuando se emplean libremente como parte de los instrumentos de la creación literaria o artística. Imposturas literarias españolas recoge varios trabajos que dan una visión cronológica y panorámica de la vitalidad de las falsificaciones en la literatura española. Se estudian diferentes casos, que abarcan desde la poesía a la novela y el teatro, pasando por la erudición, para ofrecer una aproximación a una literatura malinterpretada, desdeñada, pero de indudable importancia en la construcción de nuestra cultura.