Descripción del Producto

Luís Fróis (1532-1597), es uno de los jesuítas evangelizadores del Japón, que nos ha dejado algunos de los documentos más preciosos para el conocimiento de la vida, costumbres y de la historia del archipiélago nipón en la segunda mitad del s. XVI. Protagonista del choque cultural entre dos civilizaciones, admirador de aquellos a quienes pretendía conquistar para la fe, es una referencia constante en todas las actividades de los cristianos en este nuevo mundo, ya sea como intérprete, docente o como simple redactor de documentos y textos históricos. Este librito es la traducción del manuscrito editado en 1955 por el erudito Shütte que hasta ahora no había sido vertido al español. Se trata de un prontuario de usos, costumbres y mentalidades organizado a través de un sistema de oposiciones que denotan la enorme distancia entre las culturas de Occidente (Europa) y Oriente (Japón).